LA PELÍCULA DE LA SEMANA

Loading...

viernes, 13 de noviembre de 2015

SPECTRE

No soy un gran aficionado a las películas de James Bond. Cuando era niño las veía con cierto agrado, en parte por la fascinación de sus aventuras, en parte por el magnetismo del protagonista, pero nunca me provocaban una especial admiración. Tampoco me considero ningún purista de los largometrajes de antaño. Reconociendo de antemano que el actor escocés Sean Connery bordó el personaje, creo que “Casino Royale” es, con diferencia, no sólo la mejor película de la saga sino, en general, una cinta de acción más que notable. Sin embargo, pese a situar en cabeza de la larga lista de títulos del legendario serial a la primera interpretación de Daniel Craig, sus trabajos posteriores me han parecido bastante decepcionantes. De hecho, no oculto mi preferencia por Jason Bourne, cuyos largometrajes se sitúan a años luz de los del agente secreto al servicio de Su Majestad británica. 
Los guiones no se elaboran lo más mínimo. Se filma toda la narración en base a la reiteración y a la loa de los tópicos más reconocibles de 007. Se ha relegado una mínima solidez de la trama a un segundo o tercer plano y, al final, todo es un tremendo cliché, una especie de anuncio de perfume de casi dos horas y media de duración. Hombres rudos y mujeres despampanantes que se mueven en un universo de lujo, erotismo y martinis con vodka, idéntico formato de cualquier spot navideño de colonias que se emitirá en breve por la pequeña pantalla. 
No se trata de renegar de esas pequeñas licencias que el género de espías se puede permitir. Es admisible que Craig luzca un impecable smoking en cada escena nocturna, o que, aunque recorra el mundo sin equipaje, no repita ninguno de sus impolutos atuendos. Puede aceptarse que, tras unas largas y violentas peleas cuerpo a cuerpo, su camisa continúe perfectamente planchada y su media sonrisa siga luciendo en su rostro. Cabe pasar por alto las inexplicables formas de sobrevivir de los villanos, una vez que saltan por los aires, o la existencia de redes milagrosas que amortigüen la caída del héroe con su chica en brazos desde el último piso de un edificio. Al fin y al cabo, en este tipo de cine no se puede aplicar la racionalidad al cien por cien. Sin embargo, que el metraje en su integridad se centre en estos recursos tan manidos, a espectadores como a mí se nos hace muy cuesta arriba. 
No deja de sorprender que, tras un comienzo tan prometedor con Daniel Craig al frente de esta franquicia, el proyecto haya degenerado de esta manera. A San Mendes (ganador del Oscar por “American Beauty” y director de cintas tan interesantes como “Camino a la perdición”) le está ocurriendo lo mismo que a su compatriota Kenneth Branagh. Ambos han renunciado a su innegable talento para caer en las garras de las superproducciones millonarias, arrinconando su capacidad creativa en aras de fórmulas cuya única finalidad es obtener ingentes beneficios económicos. Sin duda, es una opción absolutamente legítima, pero que me impide mantenerles en mi lista de cineastas a tener en cuenta. 
“Spectre” es un título que agradará a los muy incondicionales de Bond. Las escenas de acción están bien rodadas. Algunas, incluso, son entretenidas. Pero ese tufo permanente a producto publicitario artificial que le rodea de principio a fin me impide su recomendación. 
Dentro del escaso margen que le permiten las circunstancias, Daniel Craig lleva a cabo una interpretación eficaz, habida cuenta la imposibilidad de lucimiento a la hora de dar vida a un tipo que no cambia de gesto durante los ciento cincuenta minutos de proyección. En compensación, quien sí destaca en su papel de Chica Bond es la joven actriz francesa Léa Seydoux, todo lo contrario que la italiana Monica Bellucci, cuya brevísima actuación puede calificarse de directamente prescindible.

Trailer en castellano



Trailer en versión original



Datos del film
Título: Spectre.
Dirección: Sam Mendes.
Países: Reino Unido y USA. Año: 2015. Duración: 148 min. Género: Acción, thriller.
Interpretación: Daniel Craig (James Bond), Ralph Fiennes (M), Ben Whishaw (Q), Naomie Harris (Moneypenny), Léa Seydoux (Madeleine Swann), Dave Bautista (Sr. Hinx), Christoph Waltz (Oberhauser), Monica Bellucci (Lucia Sciarra).
Guion: John Logan, Neal Purvis, Robert Wade y Jez Butterworth; basado en los personajes creados por Ian Fleming.
Música: Thomas Newman.


No hay comentarios: