LA PELÍCULA DE LA SEMANA

Loading...

viernes, 9 de febrero de 2018

THE FLORIDA PROJECT

El director Sean Baker se caracteriza por su especial sensibilidad para abordar la fragilidad humana y la inocencia infantil, y por ensalzar lo que de extraordinario se esconde en las vidas cotidianas. Transita por ese interesante pero complicado mundo del denominado “cine independiente” y en dicho círculo goza de una reconocida posición. Ganador del premio “Independent Spirit Awards” en 2013 y ocho veces nominado a lo largo de su carrera profesional, puede presumir de arrancar los más encendidos aplausos en festivales tan dispares como el de Sundance, Los Ángeles o Sidney. Películas como “Scarlet” (2012) o “Tangerine” (2015) descubrieron a un cineasta obsesionado con los personajes corrientes y las realidades cotidianas. Sin recurrir a grandes precisiones técnicas ni a minuciosas formalidades, se centra en relatar historias comunes y fácilmente reconocibles con las que el espectador tiende a empatizar. 
Ahora presenta “The Florida Project”, sin duda su mejor trabajo hasta la fecha. Con él ha dado el salto de la exhibición y distribución minoritarias a las del gran público y, de ahí, a aspirar a los galardones de los más prestigiosos certámenes. Vuelve a poner el foco sobre unos supuestos perdedores (tal vez habría que definir primero qué se entiende en esta vida por ganadores y perdedores) y, para ello, se decanta por la siempre pura e imaginativa visión de los niños. Es habitual que los títulos protagonizados ellos supongan un arma de doble filo. Sin embargo, en este concreto caso, Baker encauza correctamente los impulsos y la energía quizá poco sofisticada de los menores en beneficio de su obra. 
Una niña y su heterogéneo y pintoresco grupo de amigos disfrutan de sus vacaciones de verano. Mientras tanto, los adultos de su entorno se ven obligados a lidiar con la crisis y a asumir sus responsabilidades. La pequeña sueña con ir a Disneylandia, aunque lo más cerca que ha estado de allí es un motel barato en el que vive con su joven madre a las afueras de Orlando. A su vez, lo más parecido que tiene a un padre es el gerente de dicho establecimiento, llamado a preocuparse por cuestiones que exceden a sus meras ocupaciones laborales. 
Se evidencian algunas carencias técnicas y el estilo narrativo es simple pero, aun así, se suple con una sobredosis de sentimiento y autenticidad. La capacidad para plasmar hermosura y emotividad a partir de la derrota y el desamparo es un virtud muy destacable y propia de este cineasta. Logra contagiar un halo de alegría a partir de una filmación fuertemente crítica con la precariedad a la que se ven abocados numerosos seres humanos. Es imposible, pues, no sentirse conmovido y compelido por esa mezcla de optimismo y denuncia que acompaña a la proyección de “The Florida Project”. 
Tanto la National Board of Review como el American Film Institute han elegido “The Florida Project” entre las diez mejores producciones del año y la London Film Critics' Circle ha distinguido a Sean Baker como mejor realizador. Willem Dafoe opta asimismo al Oscar y al BAFTA al mejor actor secundario, y también compitió en los Globos de Oro dentro de la citada categoría. En definitiva, el film se trata de una admirable rareza que de cuando en cuando se cuela en las salas de proyección. 
Dentro del elenco artístico destaca el ya citado Willem Dafoe, un peso pesado cuyo larguísimo currículum se compone de algunas cintas memorables (“Platoon”, “Arde Mississippi”, “Nacido el cuatro de julio”, “El paciente inglés”) y que figura en todas las quinielas gracias a esta interpretación honesta y efectiva. Le acompañan la jovencísima y precoz Brooklynn Prince y Bria Vinaite, sin bagaje previo pero con desparpajo de sobra para llevar a cabo un buen trabajo.

Trailer en castellano


Trailer en versión original



Datos del filme
Título original: The Florida Project 
Año: 2017
Duración: 115 min.
País: Estados Unidos
Dirección: Sean Baker
Guion: Sean Baker, Chris Bergoch
Fotografía: Alexis Zabé
Reparto: Willem Dafoe, Brooklynn Prince, Bria Vinaite, Caleb Landry Jones

No hay comentarios: