LA PELÍCULA DE LA SEMANA

Loading...

martes, 18 de septiembre de 2012

JEREMY IRONS

Jeremy Irons nació en Cowes el 19 de septiembre de 1946, una localidad de la pequeña isla de Wight, situada frente a la costa sur de Inglaterra. Se formó en la Bristol Old Vic School durante dos años y luego se unió a Bristol Old Vic Repertory Company, donde adquirió gran experiencia trabajando diversos repertorios, desde Shakespeare hasta dramas contemporáneos. Se trasladó a Londres en 1971 y realizo varios trabajos antes de abordar el papel de Juan el Bautista en el exitoso musical "Godspell". Más tarde inició una temprana y triunfal carrera en el teatro del West End y en la televisión. Debutó en el cine  con "Nijinsky" (1980), aunque su fama se forjó gracias a la serie televisiva “Retorno a Brideshead”.
En los ochenta comenzó a interpretar papeles relevantes como los de “La mujer del teniente francés” de Karel Reisz (1981), “La Misión” de Roland Joffé (1986) o “Inseparables” de David Cronenberg (1988), hasta que en 1990 protagonizó “El misterio Von Bulow” de Barbet Schroeder, por la que ganó el Oscar al mejor actor protagonista. Continuó durante años construyendo su imagen de actor de culto gracias a algunos filmes como “Herida” de Louis Malle (1992) o "M. Butterfly", otra vez a las órdenes de David Cronenberg (1993). Incluso participó en el proyecto de la Disney “El Rey León” (1994) prestando su voz al malvado Scar. A partir de entones comenzó su declive artístico. Formó parte del elenco de la tercera parte -sin duda, la peor de todas- de la saga de acción “Jungla de cristal” (1992), del de “Lolita” de Adrian Lyne (1997) o del de “El hombre de la máscara de hierro” de Randall Wallace (1998), títulos todos ellos muy por debajo del nivel al que nos tenía acostumbrados. De aquella época tan solo pueden destacarse “Belleza robada” de Bernardo Bertolucci (1996) y “La caja china” de Wayne Wang (1997) como cintas mínimamente interesantes, si bien lejos de alcanzar las cotas obtenidas entre 1980 y 1990.
El siglo XXI comenzó siendo especialmente fructífero para Irons. Buena muestra de ello la dan sus actuaciones en "La máquina del tiempo" (2002) -adaptación de la novela de H. G. Wells realizada por su propio bisnieto, Simon Wells (que hasta la fecha se había dedicado a la animación)- o "Against the Current", dando vida al escritor norteamericano Scott Fitzgerald. Con el realizador italiano Franco Zeffirelli tras la cámara compartió reparto con la francesa Fanny Ardant en "Callas Forever", película que retrata el declive de los últimos años de la gran diva de la ópera. Sus últimos trabajos han sido "Matilde" (2004), "El mercader de Venecia" (2004),  "Conociendo a Julia" (2004) -coprotagonizada por una espléndida Annette Bening- y la epopeya medieval de Ridley Scott "El reino de los cielos". En mayo de 2005 recibió el premio William Shakespeare (popularmente conocidos como "Will") por su trayectoria dentro del teatro clásico. Recientemente lo hemos podido ver en “Margin Call” de J.C. Chandor (2011), otro largometraje de cierta calidad.
Jeremy Irons está casado con la también intérprete Sinéad Cusack, hija del veterano actor Cyril Cusack, con la que tiene dos hijos, Maximilian y Samuel

A continuación, algunas escenas de sus películas:


"Herida"



 "La Misión"

 

2 comentarios:

Meg dijo...

La ultima vez que lo he visto ha sido en Margin Call, y me encantó, tanto la peli como él :-)

Gerardo Pérez Sánchez dijo...

Efectivamente, esa película estaba muy bien (de hecho creo que estaba nominada al Oscar al mejor guión) y él en particular sobresalía. Bien es cierto que sus mejores títulos son de hace ya mucho tiempo. Espero que retome en el futuro la senda que tuvo en los ochenta y principios de los noventa.