LA PELÍCULA DE LA SEMANA

Loading...

martes, 28 de febrero de 2017

RON HOWARD

El cineasta estadounidense Ron Howard nació el 1 de marzo de 1954. Director, actor y productor cinematográfico, tiene en su haber dos Oscars de Hollywood.

En sus comienzos profesionales se dedicó a la actuación. Debutó a muy temprana edad en los escenarios teatrales y en la pantalla grande, figurando en los títulos de crédito desde finales de los años cincuenta con el nombre de Ronny Howard, en cintas como “Rojo atardecer” (1959) de Anatole Litvak. En la década de los sesenta intervino en el televisivo “El show de Andy Griffith” y ya en los setenta protagonizó, entre 1974 y 1980, la serie “Happy Days”. Durante la adolescencia prosiguió su carrera como intérprete, siendo el protagonista de algunas notables películas como “American Graffiti” (1973) de George Lucas, o “El pistolero” (1976), western dirigido por Don Siegel, con John Wayne y Lauren Bacall  en el reparto y que le valió una nominación al Globo de Oro como mejor actor secundario. 

Su debut como director y guionista tuvo lugar en 1977, con la comedia de acción “Loca escapada a Las Vegas” (1977), protagonizada por él mismo y producida por Roger Corman. Tras rodar varios telefilmes, retornó a la pantalla grande con “Turno de noche” (1982), otra comedia que supuso el estreno artístico de Michael Keaton. El largometraje obtuvo cierta resonancia en el campo de la crítica especializada y  sirvió para mostrar la habilidad narrativa de su realizador, que aprovechó para aliarse con el también productor y guionista Brian Grazer y fundar la Imagine Films Entertainment.  

La comedia romántica “1, 2, 3… Splash” (1984), co-protagonizada por Tom Hanks y Daryl Hannah, consiguió una gran repercusión comercial y apuntaló definitivamente a Howard en el circuito de la industria del cine. El film recibió igualmente una nominación al Oscar al mejor guión original y otra al Globo de Oro a la mejor comedia del año. Con “Cocoon” (1985), adaptación de una novela de ciencia-ficción de David Saperstein, volvió a repetir éxito de taquilla y el veterano Don Ameche fue galardonado como mejor actor de reparto por su interpretación. Asimismo, cosechó la estatuilla dorada a los mejores efectos especiales. Michael Keaton volvió a colaborar con Howard en la comedia “Pisa a fondo” (1986). Posteriormente llegarían“Willow” (1988), una muestra de aventuras fantásticas producida por George Lucas y “¡Dulce hogar…a veces!” (1989), otra comedia doméstica con Steve Martin al frente del elenco. 

En los noventa Ron Howard se alzó como uno de los nombres punteros del Hollywood más rentable, gracias a cintas de acción como “Llamaradas” (1991), de épica sentimental como “Un horizonte muy lejano” (1992), de sátira como “The Paper: Detrás de la noticia” (1994) o “EdTv” (1999), de recreación de misiones espaciales como “Apolo 13” (1995) o de dramas familiares como “Rescate” (1996), encabezada por Mel Gibson. Tras un fallido proyecto sobre “El Grinch” (2000), el cineasta llegó a la cima de la gloria personal con el drama “Una mente maravillosa” (2001), centrado en la figura del matemático John Forbes Nash Jr., a quien dio vida un excelente Russell Crowe y que proporcionó a su artífice el Oscar a la mejor película (como productor) y al mejor director. 

Completan su filmografía “Desapariciones” (2003), western protagonizado por Tommy Lee Jones y Cate Blanchett, “Cinderella Man” (2005), cinta biográfica sobre el boxeador Jim Braddock que volvió a asociarle con el australiano Crowe y “El Código Da Vinci” (2006), basado en el best-seller de Dan Brown, autor al que adaptó de nuevo en “Ángeles y demonios” (2009) y en “Inferno” (2016). En “El Desafío. Frost Contra Nixon” (2008), uno de sus mejores trabajos, reflejó las controversias entre el Presidente de los Estados Unidos, Richard Nixon y el comunicador televisivo David Frost. En “Rush” (2013) recreó por medio de los actores Chris Hemsworth y Daniel Brühl la rivalidad entre los famosos pilotos de F-1 James Rush y Niki Lauda. Volvió a dirigir a Hemsworth en “En el corazón del mar” (2015), ambientada en un ballenero de comienzos del siglo XIX y rodada en la isla canaria de La Gomera y, ya en 2016, estrenó un documental sobre los Beatles titulado “The Beatles: Eight Days a Week”.

Escena de "Una mente maravillosa"


Escena de "Un horizonte muy lejano"



No hay comentarios: