LA PELÍCULA DE LA SEMANA

Loading...

viernes, 10 de octubre de 2014

ASÍ NOS VA (And So It Goes)


Los seis años más interesante de Rob Reiner en su faceta de realizador se extienden entre 1986 y 1992. A lo largo de ese período estrenó “Cuenta conmigo”, “La princesa prometida”, “Cuando Harry encontró a Sally”, “Misery” y “Algunos hombres buenos”, títulos de estilos y géneros muy diferentes con los que logró conectar con un público mayoritario y, lo que es más difícil, conseguir que algunas de sus secuencias formasen parte de los recuerdos más entrañables de una generación y, por ende, de la Historia del Séptimo Arte. Pero después sucedió algo inexplicable que transformó su filmografía para tornarla en repetitiva, anodina y carente de intensidad, gracia e interés. Fruto también de dicha tendencia estrena ahora “Así nos va”, supuesta comedia que pone de manifiesto esa deriva hacia la mediocridad que arrastra al cineasta estadounidense con escasas esperanzas de salvación. 
Además del reclamo del propio Reiner, el cartel del largometraje exhibe el de sus actores protagonistas, Michael Douglas y Diane Keaton, dos pesos pesados de la industria cinematográfica que acumulan dos Oscar y tres Globos de Oro de un total de nueve candidaturas (él) y una estatuilla de cuatro nominaciones y otros dos Globos de Oro tras optar también en nueve ocasiones a dicho galardón (ella). Sólidas y notables trayectorias interpretativas que, tras ver esta cinta, suscitan tan sólo una pregunta: ¿Qué es exactamente lo que les impulsó a rodar un proyecto en el que nada llama la atención, sin personajes atractivos, ni escenas memorables, ni tramas consistentes? La concatenación de situaciones previsibles, conflictos manidos, pésimos diálogos y penosas interpretaciones conforma el resultado final. En todo momento se aprecia la falsedad de las actuaciones y la artificialidad de unos enredos llamados a imprimir el tono cómico a una narración que comienza a hundirse desde el primer fotograma. 
La acción gira en torno a un odioso, agresivo e irritante agente inmobiliario (Michael Douglas) que disfruta siendo deliberadamente ofensivo con toda persona que se cruza en su camino. Hasta que un buen día su hijo le pide por sorpresa que se haga cargo de su nieta, cuya existencia desconocía hasta ese momento. La nueva situación altera su vida por completo y, aunque al principio no sabe qué hacer con una adorable pero desamparada niña de nueve años, finalmente modificará su comportamiento y su agrio carácter gradualmente. 
Los objetivos de conmover, emocionar y entretener no se logran. Su escasa hora y media de proyección se hace larga y tan sólo evidencia una gran carencia artística en todos los sentidos. El film se sostiene sobre los pilares de la sensiblería banal y de la reiteración de tópico. Efectivamente, “Así nos va”… de mal, porque semana a semana llegan noticias de películas novedosas e imaginativas que no acaban de llegar a nuestras salas de proyección por los impedimentos de las distribuidoras o por las pegas de los exhibidores, en detrimento de otros largometrajes que sí logran colarse en las carteleras para desprestigiar lo que debería ser un arte. 
Todavía echo la vista atrás y rememoro aquella época, hace ya más de dos décadas, en la que Rob Reiner rodaba cine de calidad. Y me sigo preguntando qué pudo pasarle para que se desviara tanto del buen camino. Sólo me queda recurrir a la melancolía para disfrutar con los chavales de “Cuenta conmigo”, con Íñigo Montoya y su princesa prometida, con Harry y Sally o con el teniente Kaffee, e intentar olvidar todo lo que ha sucedido después.

Trailer en castellano



Trailer en versión original



Datos del film
Título original And So It Goes
Año: 2014. Duración: 94 min. País: Estados Unidos
Director: Rob Reiner
Guión: Mark Andrus
Música: Marc Shaiman
Fotografía: Reed Morano
Reparto: Michael Douglas, Diane Keaton, Sterling Jerins, Frances Sternhagen, Paloma Guzmán, Annie Parisse, Austin Lysy, Michael Terra, Sawyer Tanner Simpkins, Maxwell Simkins, Maurice Jones, Yaya DaCosta, Scott Shepherd, Andy Karl, Frankie Valli, Luke Robertson


No hay comentarios: