LA PELÍCULA DE LA SEMANA

Loading...

viernes, 5 de febrero de 2010

NINE

Existen determinadas películas que sobresalen de las demás debido al elenco de profesionales de primer nivel que participan en ellas. Tal concentración de talento invita de inmediato a contemplar el proyecto con la esperanza de disfrutar de un resultado de primera fila. Con Rob Marshall -responsable de Chicago (el mejor musical de las últimas décadas) y uno de los grandes especialistas de este género cinematográfico- en la dirección, Michael Tolkin –nominado al Oscar por su guión de El juego de Hollywood- y Anthony Minguella -uno de los mejores cineastas de los últimos tiempos gracias a títulos emblemáticos como El paciente inglés, El talento de Mr. Ripley o Cold Mountain- a cargo del guión y los hermanos Harvey y Bob Weinstein en labores de producción –a ellos se deben, entre otras, El lector, Pulp Fiction o El aviador) la calidad está garantizada. Si detrás hay un reparto compuesto por el irlandés Daniel Day-Lewis –dos veces ganador de la estatuilla de Hollywood por Mi pie izquierdo y Pozos de ambición-, la británica Judi Dench –seis nominaciones y finalmente ganadora por Shakespeare in love, la francesa Marion Cotillard –Oscar por La vida en rosa-, la española Penélope Cruz –que consiguió el suyo por su papel secundario en Vicky, Cristina, Barcelona-, la australiana Nicole Kidman –también tiene una estatuilla dorada por Las horas-, la leyenda italiana Sophia Loren y las estadounidenses Kate Hudson y Fergie (vocalista del grupo “Black Eyed Peas”) los argumentos para pasar por taquilla se acumulan.
No obstante, los musicales cuentan con un público muy determinado, amante sin concesiones tanto de canciones como de coreografías dignas de oír y ver como elementos conductores básicos de la trama que narran. En este sentido, es evidente que no entusiasmará a quienes rechazan dicha fórmula. Por el contrario, la Asociación de la Prensa Extranjera de Los Ángeles, encargada de la selección y posterior entrega de los Globos de Oro, otorgó a esta producción las nominaciones a la mejor película en la categoría de comedia o musical, al mejor actor (Day-Lewis), a la mejor actriz (Cotillard), a la mejor actriz secundaria (Cruz) y a la mejor canción (Cinema italiano). La idea original nace de la cinta 8 ½ rodada por el director italiano Federico Fellini en 1963 y con Marcello Mastroianni y Claudia Cardinale como protagonistas. Obtuvo el Oscar al mejor film de habla no inglesa y el de mejor vestuario (Piero Gherardi), además de optar a los premios al mejor director y al mejor guión. Años después, se reconvirtió en obra de teatro para estrenarse primero en Londres en 1992 con el excelente Jonathan Pryce como cabeza de cartel y, ya en 2003, en Nueva York y con un polifacético Antonio Banderas –se hizo acreedor de un Tony por su actuación- al frente del reparto.
Nine es, en conjunto, inferior a Chicago, porque ni las escasas coreografías ni el ritmo alcanzado están a la altura de su predecesora pero es una buena película. Ahora bien, tanto la fotografía como la dirección artística son de lo mejor del año e, interpretativamente, es más que destacable. Los aficionados a este género típicamente norteamericano no saldrán defraudados, sobre todo si se tiene en cuenta la ausencia de musicales en los tiempos que corren. El pasado martes se dieron a conocer las nominaciones de la próxima edición de los premios de la Academia de Hollywood que se entregarán el día 7 de marzo. Esta vez, y como ya ocurriese en las entregas iniciales de estos galardones, no son cinco sino diez los largometrajes que aspiran ser considerados los mejores de 2009. Nine ha obtenido las candidaturas a mejor actriz secundaria (Penélope Cruz), dirección artística, vestuario y canción.

No hay comentarios: